14.9 C
San Jorge
miércoles, abril 17, 2024
spot_img
HomeRegionalesCañada de GómezEl recuerdo del 19 y 20 de diciembre de 2001 en la...

El recuerdo del 19 y 20 de diciembre de 2001 en la impronta política de Cañada de Gómez

En un acto convocado para el ejercicio de la memoria por el diciembre negro de hace 22 años también se rechazaron las medidas del actual gobierno nacional

Por Quique De María

El miércoles 20 se realizó un acto en la Plaza de las Colectividades de Cañada de Gómez, una de las tantas ciudades donde las manifestaciones sociales no constituyen su principal rasgo. Por un lado, el ejercicio de Memoria por las jornadas negras de 2001 y por el otro, la expresión de rechazo al Protocolo Antipiquetes y al ajuste. El encuentro se desarrolló y culminó minutos antes del anuncio de Milei.  

Desde 2001, diciembre será un mes en el cual en Argentina siempre se esperará que sucedan cosas, incluso en años donde no hay condiciones sociales para un estallido, se ha recurrido la amenaza de: “en diciembre revienta todo”.

Luego del contundente triunfo de Javier Milei; Cañada de Gómez votó a La Libertad Avanza por encima de la media nacional. Pero no solo la ciudad, en realidad en toda la región. A manera de ejemplo, en el departamento Iriondo el voto libertario alcanzó el 66,84 % .

El sector político local que se inclinó por Sergio Massa (Unión por la Patria) y otros espacios progresistas, debieron comenzar a atravesar el inevitable duelo que hoy siguen tramitando. En el plano local y provincial, el peronismo ya había sufrido sus respectivas derrotas y la elección nacional fue demoledora. Sin embargo, algo comenzó a activarse. Poder convocar al acto y llevarlo a cabo fue una acción que puede ser el principio de romper con la inercia tras la derrota.

Intentar juntar las partes

El Concejo Municipal (se compone de 7 bancas) hasta el 10 de diciembre contaba con dos bloques dentro de lo que es el Partido justicialista; el unipersonal de Carina Mozzoni y el de cuatro bancas del sector que representaba la ex intendenta Stella Clérici. Sin embargo, ya en plena campaña por la presidencia, Diego Díaz Patrón decidió escindirse y conformar un bloque unipersonal que pasó a llamarse Unión por la Patria, un más que obvio apoyo al candidato oficialista.

La nueva composición del cuerpo cuenta con una banca Libertaria, dos de Unidos para Cambiar Santa Fe y cuatro peronistas. Pero se amplió la división dentro del justicialismo. Ahora son tres las bancadas de ese color: dos ediles de Unión por la Patria (se unió al bloque de Díaz Patrón, el presidente del Concejo Marcelo Casalegno), el de la exintendenta Clérici (Trabajando por Cañada) y Frente la Básica de Mozzoni.

Cabe aclarar que al acto del 20 de diciembre no asistiría ninguno de los cuatro ediles mencionados. Esto no implica un enfrentamiento político. Sin embargo, a la cita, solo asistieron referentes que actualmente no tienen cargos y militantes del llano. Recomponer una militancia orgánica o cualquier tipo de construcción desde un progresismo de amplio espectro se presenta como un trabajo que puede llevar un tiempo largo. No obstante, hubo algunas ideas de coincidencia manifestadas por los concurrentes. Fue un encuentro al que sus organizadores definieron como radio abierta, sin embargo, también adoptaría luego rasgos propios de una asamblea informal.

De los convocantes

En el marco de la campaña presidencial, surgió la idea de reunirse de parte de militantes pertenecientes a sectores identificados con la idea de lo nacional y popular. Precisamente se autodenominaron Movimiento de Frentes Populares y Nacionales Autoconvocados. La intención fue aglutinar a todos los sectores progresistas; además de los peronistas, personas identificadas con el alfonsinismo, el Pesol, el Frente Amplio por la Soberanía, el Partido Socialista, la Asociación de DDHH a los fines de militar por la fórmula de Sergio Massa y Agustín Rossi. Ahora, desde la oposición, se proponen trabajar en un proceso de construcción política más allá de una elección. Al menos es lo que surgió de las voces en la plaza.

Movilizar en Cañada

Esta ciudad no se diferencia de una enorme cantidad de localidades cuando se trata de convocar a actos o marchas por las diferentes causas sociales. La dificultad no es exclusiva de los asuntos partidarios; también ocurre con cuestiones como los reclamos por más seguridad o por los derechos de los animales, por citar dos ejemplos. En ciertas ocasiones se logra una nutrida asistencia (más de cien personas) pero no es la regla.

José Luís Odasso (principal encargado de la difusión de las actividades del frente) comentó a El Impreso del Oeste que “haremos el acto seamos la cantidad que seamos”. 

Una expresión habitual de Kelo Moreno, referente ya fallecido de la Asociación de DDHH local, ante el temor o la queja de quienes dudaban de lograr un número elevado de asistentes a una convocatoria era: “Si tenemos que ir vamos a ir; si solo fuera juntar gente, traemos a Los Palmeras y solucionado el problema”.

El 20 de diciembre desde las 19.30, concurrió al acto una veintena de personas. Estaba dentro de los cálculos. Sin embargo, cuando se dispuso que se hiciera uso de la palabra de parte de quien quisiera hacerlo, la mayoría se postuló para expresarse. Hubo referencias a los hechos trágicos de 2001, contra la resolución ministerial anunciada por la titular de la cartera de seguridad, patricia Bullrich, el famoso protocolo antipiquetes y también, en contra las políticas de ajuste impulsadas por el gobierno nacional.

El hecho de que todavía no se hubiera pronunciado Milei en cadena nacional con la apretada síntesis del extenso DNU con severos achiques previstos para la asistencia social y la liberación de todos los sectores de la economía, hizo que los oradores todavía hablaran en términos muy genéricos respecto de la pérdida del poder adquisitivo para las mayorías y de una infinidad de derechos que pretende abolir la gestión libertaria.

Sin embargo, es menester destacar lo que este periódico anticipó; el encuentro no se limitó a un acto de presencia y palabras meramente enunciativas. En cada uno de los diferentes discursos hubo coincidencia en un tema central: todos expresaron la idea de comenzar a impulsar un espacio de construcción política amplio, independientemente de los asuntos partidarios, y por el momento, no pensar en clave electoral.

Algunas voces

El Impreso del Oeste ofrece un resumen de algunas voces que recogió luego del acto. Hernán Abratte de la Asociación de  DDHH deslizó: “Consideramos importante la convocatoria, nos parece que hay que estar, juntarnos. Casi que también es hasta una necesidad individual ante las declaraciones muy amenazantes de la ministra Bullrich. Después uno puede pensar lo que quiera políticamente y hasta lo podemos cuestionar pero hay una constitución, leyes y procesos que deben respetarse y que rescatamos desde los Derechos Humanos”.

A posteriori sumó su voz Hernán Sarmiento de la misma organización: “Básicamente, ojalá se repita este tipo de encuentros pluripartidarios, que se sume la gente. Porque es una necesidad salir, encontrarse, ver que podemos generar desde Cañada, caminar en grupo y a medida que se avanza pueden surgir cosas que ni imaginamos. Con los tiempos que corren, juntarse es casi un acto revolucionario. Tenemos que estar en la calle, a lo único que le temen los políticos es a la gente en la calle. Creo que es un acto de responsabilidad de todos los cañadenses que tienen ganas y piensan en sus semejantes, sumarse a futuras reuniones; más allá de poder sacarnos de encima broncas, debemos estar atentos a los proyectos que puedan ir surgiendo”. 

Por su parte Omar Mirleni, peronista histórico y referente del movimiento dijo: “En principio nos juntamos a recordar los hechos trágicos de 2001 y parece mentira pero la paradoja de la historia vuelve a ponernos prácticamente en el mismo lugar. Este fue un acto importante porque hoy por hoy no es tan fácil salir a dar la cara aquellos que nos oponemos a este modelo que votó la mayoría y por eso debemos respetar. Pero que, a su vez, por experiencia histórica, por concepción ideológica, por defender intereses populares, sabemos hacia donde nos lleva. Nos lleva a una situación de mucho dolor para la inmensa mayoría de la gente. Debemos resistir para que no nos cercenen derechos que nos costó mucho conquistar”.

Siguieron intercambiando palabras entre ellos y todas las conclusiones apuntaban a seguir organizándose y reforzar la convocatoria, empezando por los allí presentes, los que están pero que por diferentes motivos no habían acudido a la plaza y a todos los que puedan sumarse a un acuerdo general que prime por sobre las posiciones particulares. Con el tiempo se verá qué posibilidades de crecimiento puedan alcanzarse y sostener. 

NOTAS RELACIONADAS
spot_img

MAS VISTAS

Secured By miniOrange